Somos música y compañía

“El Escriba”, una peña para aprender a amar la lectura.

Impactos: 153

La biblioteca José Antonio Hechevaría, ubicada en la Avenida Victoriano Garzón, fue el escenario escogido, para la celebración del taller de la Peña literaria “El Escriba”, que dirige la destacada escritora santiaguera Lisbeth Lima Hechavarría, jefa de la Sección de Literatura de la Asociación Hermanos Saíz y graduada del Taller de Formación Literaria del Centro Onelio Jorge Cardoso.

Los que allí asistieron pudieron disfrutar de un encuentro entre jóvenes escritores, y escuchar, en su propia voz, su historial creativo, su aventurera incursión en el terreno del arte literario, los difíciles momentos vividos, las veces que tuvieron que emborronar cuartillas y más cuartillas, hasta lograr el objetivo deseado. Y lo más interesante, seguir, sin desmayar, hasta lograr el éxito esperado, es decir, la ansiada publicación de un libro, ese que los ha traído hoy hasta aquí, para contar su brillante historia.

El escritor invitado para la ocasión fue Rodolfo Tamayo, en su condición de poeta, narrador e investigador. Las sabias y precisas interrogantes del también poeta y narrador Darío Cisneros, en su condición de presentador de la peña, permitieron conocer cómo se inició este escritor, cuánta seriedad le imprimió a su vocación, y con qué ahínco se condujo por el camino de la creación, saltando todo obstáculo que intentara apartarlo de ese camino escogido que había empezado a transitar y que —al decir propio— no abandonaría jamás.

Esta es, sin lugar a dudas, una peña para hablar de géneros literarios, del precioso y difícil arte de escribir, del colorido y complejo mundo de la creatividad, de esa que alegra al hombre y le da una pincelada a su razón de existir.

Tomado de: Perfil de Facebook de Erasmo Roldan Hernández

Foto tomada de: Perfil de Facebook de Lisbeth Lima Hechavarria