Somos música y compañía

SANTIAGO ES MÁS (I) Boniato, la ampliación del acueducto

Impactos: 372

FOTOS: Marvin Rodríguez (Especial)

Un territorio no se reduce a las luces de su parque principal y su casco histórico. Sus historias encarnadas en la tierra, en la piedra, en la memoria y en la actualidad de su gente, están por doquier. Las áreas periurbanas y rurales, los poblados, los sitios más pequeños, tienen mucho que contar.

Radio Siboney desde su área de acción ―el municipio Santiago de Cuba― desde su página web quiere aportar, modestamente, a una mayor visibilidad de estos lugares. Para conocer Santiago de Cuba, no se puede prescindir de ellos.

El poblado de Boniato está ubicado al noroeste de Santiago de Cuba, a unos ocho kilómetros de la ciudad capital de la provincia y también es el nombre del Consejo Popular que abarca un área mayor.

Hoy nos centraremos en una construcción que a todos llama la atención: un muro que se conserva como el primer día y la cortina de agua que se desliza por él, cuando la sequía no deja ver sus garras. Nadie puede dejar de reparar en su singularidad y prominencia.

Ubicado en la carretera que comunica el Entronque de Boniato con la Autopista y centrado por un puente que salva el cauce del río, se trata de la ampliación del embalse Chalons (conocido en su momento como “el Acueducto Nuevo”, construido en 1905 y considerada toda un reliquia, la presa en explotación más antigua de Cuba).

La constante demanda del vital líquido motivó la necesidad de otras obras hidraúlicas y de ahí esta que cumple un siglo: “(…) con la idea sin dudas de que la renovación más frecuente de las aguas embalsadas en Chalons mejoraría su calidad, se proyectó y construyó en 1921, la ampliación del Acueducto Nuevo a iniciativa de Don Emilio Bacardí Moreau, primer Alcalde luego de constituida la República. La ampliación consistió en una pequeña represa en el Río San Juan, junto al poblado de Boniato” (1)

La Ampliación del Acueducto: imagen de época

Esta pequeña construcción conduciría sus aguas al embalse principal y así sucedió. Aunque la ciudad hoy dispone de otras presas muchos más amplias y de la Planta Potabilizadora de Quintero, la historicidad de estos esfuerzos y su intacta belleza, no se puede menoscabar.

Alrededor de ese modesto espejo de agua, han surgido otras construcciones domésticas, sembradíos, granjas y lugares de pastoreo. También se escogió un área cercana para rendir homenaje a Antonio Robert y Armando Suárez, mártires de la localidad que murieron en el Asalto al cuartel de Boniato, una acción que apoyó la huelga del 9 de abril de 1958.

Un modesto obelisco recuerda la memoria de Antonio Robert y Armando Suárez, mártires del Asalto al Cuartel de Boniato en 1958

NOTA:
1. Tomado de: https://www.ecured.cu