En Santiago de Cuba ni la lluvia impidió homenaje al cantante Fernando Álvarez

Por: Miguel A. Gaínza Chacón / Fotos: Del autor y archivo

Santiago de Cuba, 6 nov.- Ni el torrencial aguacero nocturno en esta ciudad, a media hora del inicio del homenaje, impidió que las santiagueras y los santiagueros celebraran el aniversario 91 del natalicio del inolvidable vocalista Fernando Álvarez.

El festejo a la memoria del cantante nacido el 4 de noviembre de 1927 en Santa Úrsula, populoso barrio de esta urbe, fue organizado por el grupo Palmares y se realizó en el acogedor patio del restaurante Don Antonio, en el Boulevard Aguilera, en el centro histórico de Santiago de Cuba.
Asistieron a la gala Jacqueline Álvarez, hija de Fernando, y varios integrantes de la familia del intérprete fallecido en La Habana en agosto de 2002.

Un público en el que se mezclaron las edades más diversas, participó con sus aplausos, y agradeció el espectáculo, y el esfuerzo de los trabajadores del “don Antonio” de “Palmares” para acondicionar el local luego de la lluvia, y de los conductores Elio Salas y Aimé Pérez.

Rodulfo Vaillant García, presidente del Comité Provincial de la Unión de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac), ocupó el escenariointervino en un momento del homenaje, para dedicar palabras de elogio a la memoria de Fernando y su obra musical, y narrar anécdotas sobre su amistad con el cantante.

Un elenco volcado por completo al bolero: Yoel Leyva, Marilis González, Frank González, Yaima Pérez y Tony Rodón regalaron numerosos éxitos que en su momento fueron popularizados en la excepcional voz de Fernando Álvarez.

El respaldo musical a la vanguardia bolerística santiaguera durante su intervención en el homenaje, corrió a cargo de los maestros Alejandro Almenares y Gabino Jardines en las guitarras, y Osvaldo Calderín en el bajo.

Fue una iniciativa loable esta de celebrar los 91 años de uno de los intérpretes cubanos más destacados desde los años 50 hasta el final de su existencia.

Fernando, de niño, aprendía a cantar oyendo a Antonio Machín y desde los 17 años comenzó su andar por orquestas y bandas, a saber: Hermanos Giro, Armonía Tropical, Trovadores de Rancho Club, la de Pancho Portuondo, la de Mariano Mercerón, la de Benny Moré, Conjunto Casino… hasta hacerse muy popular por temas como Humo y Espumas, Cada noche que pasa, Llanto de luna, Canción de amor, Llegaste tarde, Si no eres tú…

Mas, ya en su condición de solista, fue la canción Ven aquí a la realidad la que lo convirtió en Cuba y fuera de esta lanzó al estrellado.

En el ámbito internacional, especialmente en América Latina y los Estados Unidos, Fernando Álvarez fue un ídolo, como también lo fue en Cuba.

Impactos: 43

Entradas relacionadas