Reconstruyen en 3D elementos de antiguos cafetales cubanos Patrimonio de la Humanidad

Tomado de Casa Dranguet

Santiago de Cuba, 21 abr.- A partir de un trabajo minucioso y de mucha paciencia, con base en las investigaciones históricas y la labor por décadas de especialistas de ramas como la arquitectura y el arte, un grupo de arqueólogos recrean, mediante la técnica de reconstrucción hipotética en 3D, el sistema de acueducto de dos de las 171 antiguas haciendas cafetaleras que en el oriente de Cuba ostentan la categoría de Patrimonio de la Humanidad.

Además de ser la primera vez que se emplea esa técnica en un área patrimonial de este tipo, el estudio también permitirá hacer una comparación entre ambos sistemas, el de San Luis de Jacas y el de Fraternidad, y apreciar las adaptaciones que hacían los franceses al llegar a tierras cubanas, tras emigrar de Saint-Domingue, y abrirse paso, en medio del bosque, para dominar la naturaleza y crear paisajes tecnológicos, devenidos luego culturales y hoy arqueológicos.

“Usamos las improntas que han sobrevivido hasta la actualidad, de la presencia de los franceses en la zona serrana del oriente de Cuba, y también las numerosas investigaciones que han realizado los especialistas cubanos en estas zonas”, asegura Pedro Alain Veiga Reyes, arqueólogo de la Oficina del Conservador de la Ciudad de Santiago de Cuba y añade que “pretendemos hacer una comparación espacio/temporal de estas dos antiguas haciendas cafetaleras, y enmarcarlas en un mismo período de tiempo. Se conoce que Fraternidad data aproximadamente de 1830 a 1850, y con esta técnica pretendemos demostrar que San Luis de Jacas se construyó en ese mismo período”.

“Además, mostraremos de forma más minuciosa y didáctica parte del sistema productivo relacionado con el procesamiento del café siglos atrás, por ejemplo la parte hidráulica, la rueda, cómo transmitía esta la fuerza motriz hacia otros elementos como la tahona, o sea, la reconstrucción hipotética en 3D permite un conocimiento más profundo de estos sitios patrimoniales y de las tecnologías que emplearon los francés”, acota.

A diferencia de San Luis de Jacas, en Fraternidad el sistema de acueducto estaba más ligado a la topografía, o sea, los franceses, en el siglo XIX, tuvieron que construir en ángulos los canales, no en línea recta, y salvando el desnivel que existía entre el batardó el punto final, crearon albercas.

“A diferencia de lo que sucedió en Fraternidad, en San Luis de Jacas el sistema de acueducto era más lineal, que era una manera más fácil de trasladar el agua, también era un sistema de canales más anchos”, explica José Ángel Delgado Rodríguez, otros de los arqueólogos que trabaja en el proyecto de reconstrucción hipotética en 3D.

“Según la bibliografía que existe sobre el tema de los sistemas agroindustriales cafetaleros al sudeste de Cuba, se plantea que muchas de estas edificaciones tenían un segundo nivel, no todas, pero sí una gran cantidad, para facilitar el proceso de despulpar el café a la hora de verter el grano a través de un embudo que alimentara el molino” acota José Ángel y añade que “a partir de la reconstrucción hipotética, más evidencias que hemos encontrados en el lugar, se sugiere que efectivamente, San Luis de Jacas tuvo un segundo nivel, novedad que se ve más claramente en estos modelos en 3D”.

“Las modelaciones en 3D te permiten una mayor interpretación de los datos, de las evidencias, permiten, también, ver de forma diferente el espacio y el uso de los diferentes elementos, por ejemplo, en el sistema hidráulico uno puede apreciar mejor el uso de las ruedas hidráulicas… y por último permite formular más hipótesis entorno al estudio del patrimonio cafetalero cubano”, explica José Ángel.

“No es igual estar en el lugar y ver solo ruinas, aunque uno por su formación sea capaz de ver más allá y de interpretarlas, el arqueólogo tiene esa capacidad, pero cuando lo llevas a la modelación en 3D pueden surgir nuevas teorías”, añade Pedro.

Un ejemplo de esas nuevas teorías a las que se refieren ambos arqueólogos, es que en la antigua hacienda Fraternidad, a partir de estas reconstrucciones hipotéticas, les ha permitido llegar a la conclusión de que el agua no caí en la parte más elevada de la rueda hidráulica, más bien a tres cuartos del centro, y en San Luis de Jacas sí precipitaba justo encima, siendo esta última una tecnología mucho más eficiente pues aprovechaba mejor la fuerza impulsora del líquido.

La modelación en 3D, aunque por primera vez se emplea en reconstrucciones hipotéticas, ya antes se habían empleado en el estudio y comprensión del patrimonio cultural cafetalero de Cuba, con la recreación de los jardines de la antigua hacienda San Juan de Escocia, en los barracones de la propia Fraternidad y durante la restauración de la Casa Dranguet, actual sede del proyecto Los Caminos del Café y del Centro de interpretación y Divulgación del Patrimonio Cultura Cafetalero.

Impactos: 68

Entradas relacionadas